domingo, 20 de marzo de 2016

LA HISTORIA DE LOS DADOS.


La Historia de los dados

Cuando queremos saber el origen de los juegos de azar y sus implementos, las investigaciones necesariamente se remontan a la milenaria China, al Egipto de los farahones, o a la India inmemorial; cuando no, a los etruscos, griegos o romanos. Los dados, igual que las barajas y otros utensilios de juego, han sido usados a lo largo de la historia para adivinar el futuro de los acontecimientos...

A finales del siglo XIII, el veneciano Marco Polo hace mención de unos bastones que había visto arrojar a manera de dados por unos adivinos para saber el resultado de una batalla en la que participaba el Gengis Khan. Pero la gesta de Marco Polo es apenas de 700 años. Sófocles, el poeta trágico griego, asegura que los dados fueron inventados durante el largo sitio de Troya, 400 años antes de Cristo.

No dudamos de que los griegos los hayan inventado, pero los dados también han sido encontrados en excavaciones chinas con una antigüedad de más de 600 años antes de Cristo; y en las tumbas egipcias, dos mil años antes de Cristo; y además en lengua sánscrita aparecen versiones de dados usados en la India hace más de dos mil años antes de Cristo.

En realidad se han encontrado vestigios de dados en todas las culturas antiguas, incluyendo tribus africanas, esquimales, indios de Norteamérica, aztecas, mayas, incas, y hasta en la Polinesia. Es casi seguro que antes de ser considerados como artefactos de juego, fueran empleados como utensilios mágicos apropiados para adivinar el futuro. Y así podemos ver dados de todas las formas y confecciones imaginables.

Desde dos caras, como una tabla, hasta los dodecaedros (doce caras) pasando por todos los intermedios; y hechos con toda clase de materia prima. Así los vemos de semillas, piedras comunes, huesos, madera, marfil, bronce, ágata, mármol, cristal de roca, alabastro, porcelana, etc. Y en sus caras se han visto esculpidas, labradas o pintadas, toda suerte de imágenes, figuras y símbolos.

Los dados cúbicos, o sea de seis caras, como los conocemos hoy día, se han usado desde tiempos antiguos en juegos tan remotos como ellos mismos, incluyendo el backgammon y cientos de otros juegos antiguos y modernos.

Los dados usados en los casinos en la actualidad son generalmente fabricados de nitrato de celulosa, un material fuerte de excelente calidad, y son construidos con una garantía de perfección de 1/10,000 de pulgada.

Los dados trucados usados por los magos, tienen la finalidad de divertir a su público, pero usados por los tahúres, tienen un propósito diferente, y bribones ha habido en todas las épocas. De la gran variedad de dados trucados, el más común es el llamado shape, el cual tiene una o más caras con una superficie ligeramente mayor que las demás, y esto hace que la cara opuesta salga con más frecuencia. Estos tipos de dados, asimétricos les llamo yo, han sido encontrados en las tumbas y excavaciones egipcias, asiáticas y americanas, fabricados sin lugar a dudas para el engaño.

Volviendo a nuestra historia, hay muchas cosas que han sido inventadas por diferentes culturas, distantes unas de otras, en diferentes épocas, sin que ninguna se haya copiado de la otra, como si una inteligencia superior se las hubiera entregado en el momento oportuno. Así tenemos la rueda, la lanza, el arco y la flecha, y más contemporáneo, el proyector de cine, recordemos a Edison y los hermanos Lumiere. De manera que la próxima vez que usted lance unos dados en el casino, llamando su punto ganador, recuerde que hace dos mil años, unos soldados romanos hicieron lo mismo por el manto de Jesucristo; y hace un millón de años, es probable que dos trogloditas lanzaran también algún tipo de dados, jugándose la opción de jalar por los cabellos a la fémina de sus sueños.


Apostillas del Licenciado JLI.
Fuente: Taringa, Inteligencia Colectiva.
20 de marzo de 2016.

No hay comentarios: