martes, 18 de agosto de 2009

José de San Martín

PADRE DE LA PATRIA
CAUDILLO DE LA INDEPENDENCIA LATINOAMERICANA
El 17 de Agosto conmemoramos su fallecimiento, hoy a 159 años.

José Francisco de San Martín nació en Yapeyú, Argentina, el 25 de febrero de 1778
Fue un militar argentino cuyas campañas fueron decisivas para las independencias de la Argentina, Chile y el Perú.
A los siete años viajó a España, allí forjó su carrera militar y con el tiempo se unió a los ejércitos españoles que combatían la dominación napoleónica de la Península, destacándose en las batallas de Bailén y Albuera.
En 1812, tras una escala en Londres, partió a Buenos Aires, en donde se le encomendó la creación del Regimiento de Granaderos a Caballo, que hoy lleva su nombre, que resistió un ataque realista durante el Combate de San Lorenzo. Luego reforzó el Ejército del Norte.
Desde la ciudad de Mendoza inició su plan para la liberación definitiva de Sudamérica: tras crear al Ejército de los Andes cruzó con el mismo la cordillera, y liberó Chile, en las batallas de Maipú y Chacabuco.
Tomando bajo su control los barcos chilenos, atacó el centro del poder español en sudamérica, la ciudad de Lima, que declaró su independencia en 1821.
Se encontró en Guayaquil con Simón Bolívar, y tras dicha entrevista le cedió su ejército y la meta de finalizar la liberación del Perú.
San Martín partió a Europa.
Junto con Bolívar, es considerado el libertador más importante de Sudamérica de la colonización española.
En la Argentina se le reconoce como el Padre de la Patria y se le considera un héroe y Prócer Nacional.
En el Perú, se le reconoce como libertador de aquel país, con los títulos de Fundador de la Libertad del Perú, Fundador de la República y Generalísimo de las Armas.
En Chile su ejército le reconoce el grado de Capitán General.

Sus últimos días.
Regresó en el año 1829, pero no quiso desembarcar por no tomar parte en
las luchas civiles que desgarraban a su país.
El 23 de enero de 1844 redacta su testamento en París, dejando como única heredera a su hija Mercedes. En 1846 ofreció sus servicios a Rosas.
De vuelta en Europa, en marzo de 1848, al estallar la revolución en París se estableció definitivamente en la ciudad puerto francesa de Boulogne Sur Mer.
José de San Martín, muy enfermo y habiendo quedado ciego, a la edad de 72 años, el 17 de agosto de 1850 falleció en Boulogne-sur-Mer a las tres de la tarde en compañía de su hija y yerno.
Cuenta la leyenda, el reloj de la casa dejó de funcionar a esa hora.
Sus restos fueron repatriados en 1880 y actualmente descansan en un Mausoleo construido dentro de la Catedral Metropolitana, en la Ciudad de Buenos Aires.

En casi todas las localidades argentinas hay una plaza, una calle, una
escuela o un club con el nombre del Gral. San Martín. Y en muchas, hay
monumentos en su nombre, incluso en 1951 fue inaugurada una estatua de
él en el Central Park de Nueva York.
Su imagen también está en billetes, monedas y estampillas.

"Si hay victoria en vencer al enemigo, la hay mayor cuando el hombre se
vence a sí mismo".

Frase de José de San Martín

miércoles, 5 de agosto de 2009

Nunca es tarde para Aprender

Mi unico deseo es contar el beneficio que tuve al ingresar a la escuela especial Nº34Quisiera retroceder en el tiempo y recordar, vivìa con mis padres, el aprendizaje fue casi imposible ya que ambos eran analfabetos.
No tenìa la custodia ni vigilancia necesarias para controlar la dedicaciòn a mis estudios, èramos 5 hermanos y a todos nos pasaba lo mismo.
Fui a la escuela hasta los 9 años, luego me puse a trabajar.
A los 13 años quedè sin mis padres, desde entonces anduve por la vida solo.
Trabajè mucho en mi adolecencia, hasta que a los 21 años perdì la vista quedando ciego para siempre.
Por medio de gente conocida lleguè a la escuela San Martìn y recièn aquì pude terminar la primaria.
Mi reflexiòn sobre la enseñanza es, que por mas que una desgracia nos afecte sobremanera, tenemos que ponerle muchas garras y seguir adelante, pues "nunca es tarde para aprender y superarse en la vida."

Leonardo